HABANA INSIDER: SEPTIEMBRE 17, 2019/

insider


LA HABANA, CUBA/ EDICION 1269/ ISSN en proceso
 A

Editor: Abelardo G. Mena Chicuri  Contacto: menaabelardo@gmail.com

https://www.facebook.com/abelardo.mena.75  wasap +5352368738

                https://www.facebook.com/Habana-Insider-103018817721449/

                                  POR UN SOCIALISMO DE CÓDIGO ABIERTO

…………………………….

 

(PORÉSTO) EL MERCADO PETROLERO A PUNTO DE CAOTIZARSE/ (JOVENCUBA) MENSAJE AL MINISTRO DE EDUCACIÓN SUPERIOR/ (ELTOQUE) DOS GRATAS NOTICIAS/ (JOVENCUBA) NUESTRA VOLUNTAD/ (ELESTADOCOMOTAL) LAS DOS “TIJERAS” ESTADÍSTICAS DE LA COYUNTURA DEL DIÉSEL EN CUBA/ (CUBADEBATE) 626 LITROS x HORA/ (PROGRESOSEMANAL) A DÓNDE VAMOS?/ (PORÉSTO) CONDONES Y BIBERONES/ (PROGRESOSEMANAL) EL VICIO DE LOS MERCADOS EN CUBA/ (DDC) HABLA LUIS ALBERTO GARCÍA/ (SINE DIE) DÍA DE LA RAZA/ (PORÉSTO) LOS QUE CAMBIAN Y LOS QUE NO/ (ELPAIS) THOMAS PIKETTY: LA DESIGUALDAD ES IDEOLÓGICA Y POLÍTICA/

 

(N.d.e.) Después de una semana de accidentes en la PC, reanudamos el boletín Hi)

 

……………………….

 

                            EL MERCADO PETROLERO A PUNTO DE CAOTIZARSE.

                                           POR JORGE GÓMEZ BARATA SEPTIEMBRE 16, 2019

 

Trump dice que EE.UU. está preparado para responder al ataque contra Arabia Saudita Autoriza liberar petróleo de reservas de EE.UU. para evitar un caos en los precios del crudo / Arabia Saudita reduce su producción a la mitad / Irán rechaza acusación sobre su aludida participación en la acción y amenaza con responder

 

WASHINGTON, EE.UU./TEHERAN, Irán, 15 de septiembre (AFP).- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo este domingo que su país está listo para responder al ataque sobre infraestructuras petroleras en Arabia Saudita, agresión que Washington atribuye a Irán.

 

“El suministro de petróleo de Arabia Saudita fue atacado. Hay razón para creer que conocemos al culpable”, escribió Trump en su cuenta de Twitter. El presidente agregó que Estados Unidos está listo para atacar “dependiendo de la verificación”, y que esperan conocer la versión de Arabia Saudita para determinar cómo proceder.

 

Trump anunció que ha autorizado el uso de petróleo de las reservas estratégicas del país después de que Arabia Saudita redujera a la mitad su producción por el ataque con dron a dos instalaciones.

 

“Con base en el ataque contra Arabia Saudita, que puede tener un impacto en los precios del petróleo, he autorizado la liberación de petróleo de la Reserva Estratégica, si es necesario, en una cantidad que aún debe ser determinada y que sea suficiente para mantener los mercados bien abastecidos”, tuiteó Trump.

 

El Departamento de Energía ya había adelantado en un comunicado que EE.UU. estaba “preparado” para tomar esas medidas en respuesta a lo ocurrido en Arabia Saudita.

 

Allí, dos refinerías saudíes de la petrolera estatal Aramco, la principal del mundo, fueron atacadas con diez drones el sábado, lo que ha supuesto una reducción de cerca del 50% en su producción, aunque Riad ha asegurado que cubrirá la demanda de sus clientes con inventarios.

 

Los ataques fueron reivindicados por los rebeldes hutíes yemenitas, apoyados por Irán; pero, el sábado, el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, responsabilizó directamente a la República Islámica.

 

Respuesta iraní

 

El comandante de los Guardianes de la Revolución de Irán, Amir Ali Hayizadeh, advirtió en virtual respuesta a Trump que las bases militares y los barcos estadounidenses en el golfo Pérsico están al alcance de los misiles iraníes.

 

“Además de las bases estadounidenses en la región, tenemos todas sus embarcaciones, incluidos buques de guerra, a una distancia de hasta 2,000 kilómetros al alcance del fuego de nuestros misiles”, dijo el comandante de la División Aeroespacial de los Guardianes.

 

Hayizadeh afirmó asimismo que están “vigilando constantemente” las naves estadounidenses, según las declaraciones publicadas por la agencia semioficial Fars. El comandante citó como eventuales objetivos los buques de guerra estadounidenses en el mar de Omán y sus bases militares en Catar y Emiratos Árabes Unidos.

 

Rechazo de Teherán

 

Irán negó el domingo estar implicado en los ataques con drones de rebeldes yemeníes contra la planta de procesamiento de crudo más grande del mundo y un campo petrolífero en Arabia Saudita. Por su parte, un líder de los rebeldes hutíes de Yemen dijo el domingo que pudieron “explotar vulnerabilidades” en el sistema saudita de defensa aérea para llevar a cabo el bombardeo del sábado.

 

Muhammad al-Bukhaiti dijo a The Associated Press el domingo que las acusaciones de Estados Unidos de que Irán estaba detrás del ataque reflejaban “bancarrota política” de Washington. Las imágenes, captadas por el satélite europeo Sentinel-2, parecen mostrar manchas negras, calcinadas, en el centro Abqaiq, en la provincia de Buqyaq, manejada por la empresa saudí Aramco.

 

Las manchas no estaban en fotos anteriores del mismo lugar.

 

En tanto, Alemania condenó los ataques y pidió calmar las tensiones en la región. El Ministerio de Relaciones Exteriores dijo en un comunicado que “no puede justificarse tal ataque contra la infraestructura civil y crítica de Arabia Saudita”. El documento no menciona a Irán pero señala que los hutíes se responsabilizaron del ataque.

 

El portavoz del Ministerio de Exteriores iraní Abbas Mousavi tachó las declaraciones de Pompeo como “comentarios ciegos y fútiles”. “Los estadounidenses adoptaron la política de ‘máxima presión’ contra Irán, que, debido a su fracaso, se está convirtiendo en ‘máximas mentiras’”, dijo Mousavi en un comunicado.

“Acusaciones y comentarios tan estériles y ciegos son incomprensibles e insensatos”, declaró el portavoz del ministerio iraní de Relaciones Exteriores, Abbas Musavi.

 

Posibles opciones

 

Ante el posible impacto económico de esos incidentes, Washington ha comenzado a coordinarse con la Agencia Internacional de la Energía (AIE), un organismo creado tras de la crisis del petróleo de 1973, para ver qué “posibles opciones están disponibles en caso de que se necesite tomar una acción colectiva global”, detalló el Departamento de Energía estadounidense.

 

Ese departamento controla la Reserva Estratégica de Petróleo (SPR, por sus siglas en inglés), que cuenta con la mayor provisión de crudo para casos de emergencia de todo el mundo.

 

Esas reservas de petróleo, propiedad del Gobierno de EE.UU., se encuentran en unas enormes cavernas subterráneas en la costa del Golfo de México, específicamente en los estados de Texas y Luisiana.

 

La reserva fue creada en 1975 después del embargo árabe de petróleo que elevó los precios y perjudicó la economía estadounidense. Su objetivo es evitar futuras interrupciones en el suministro de crudo y servir como una “herramienta de política exterior”, de acuerdo a la web del Departamento de Energía.

 

Actualmente, EE.UU. tiene guardados 630 millones de barriles para casos de emergencia, detalló un alto funcionario del Gobierno, que pidió el anonimato.

 

Tanto Riad como Washington acusan a Teherán de financiar y armar a los insurgentes hutíes del Yemen en violación del embargo de armas de la ONU, aunque el Gobierno iraní defiende que su es solo político y de asesoramiento.

 

La guerra en el Yemen es escenario de un pulso de poder entre Teherán y Riad. El conflicto se recrudeció en marzo de 2015 con la intervención de la coalición árabe liderada por Arabia Saudí y apoyada por EE.UU. contra los rebeldes hutíes, que cuentan con el respaldo de Irán.

…………………………

 

                                           MENSAJE AL MINISTRO DE EDUCACIÓN SUPERIOR

POR HAROLD CÁRDENAS LEMA, SEPTIEMBRE 17, 2019

https://jovencuba.com/2019/09/17/ministro-educacion-superior/

 

Ayer usted se presentó en la Mesa Redonda en un contexto en el que su ministerio sufre fuertes acusaciones por discriminación a propósito de un texto de su Viceministra. Allí, simplificó las críticas utilizando el ejemplo de una profesora con vínculos en la oposición, mientras guardó silencio sobre profesores de marcada trayectoria revolucionaria que también han sido separados del cargo. Es lamentable que usted intente hacer pasar por opositores a todos los que han sido separados de las aulas, cuando sabe que no es así.

 

Manipuló la información, escogiendo a dedo los ejemplos que conviene mencionar al pueblo y los capítulos a mencionar en la Constitución, cuando otros fácilmente probarían su violación del Estado de Derecho Socialista.

Los casos de abuso de poder como el del profesor René Fidel González en la Universidad de Oriente, militante del partido expulsado por la actual Viceministra, hacen más daño que una campaña externa.

 

Cómo explicar que un defensor del socialismo también sea expulsado?

Imposible, mejor concentrarse en el enemigo y silenciar las contradicciones internas.

 

Sin dudas su presencia en la televisión, es un espaldarazo desde más arriba. Rechazo la postura contraproducente del alto funcionario que insiste en sostener un discurso y prácticas arcaicas en lugar de escuchar las críticas del pueblo, o que las ignora porque la oposición intenta utilizar el tema para avanzar su agenda. En política tal enquistamiento tiene un precio que se paga caro y en silencio.

 

Que un funcionario público califique a una persona de «mercenaria» sin que exista proceso judicial alguno y se salga con la suya, es ejemplo de la fragilidad de las instituciones y un estado de derecho que se aplica discrecionalmente. Yo no comparto la agenda opositora, nadie en mi familia lo ha hecho y no seré el primero, pero no guardo silencio cuando van por los derechos de otros. Ya sea una profesora opositora en La Habana, un revolucionario en Santiago o un anarquista en la luna. Los derechos no se negocian.

 

Vaya a explicarle a la hija pequeña de René Fidel por qué su padre no tiene trabajo desde que ella nació. Explique por qué usted firmó esa expulsión apoyando a la actual Viceministra en su rencilla personal contra el profesor. Persiga a los estudiantes que hoy arriesgan perder su carrera o el trabajo al firmar una carta de apoyo enfrentando lo que consideran una injusticia. ¿No fue eso lo que les enseñaron era decente y correcto?

 

Cuba tiene límites impuestos por condicionamientos externos y otros por dinámicas criollas a las que el Presidente se ha referido en el programa Mesa Redonda como «bloqueo interno». A menudo cuesta diferenciar uno del otro pero ahora es evidente.

 

Si se tiene un compromiso real con el estado de derecho y las libertades ciudadanas en un modelo socialista, debería aclararse si el esquema propuesto sobre cómo debe ser un profesor universitario es producto del asedio externo y coyuntural (sí, lo sé) o es el modelo que proponen el gobierno y el Partido en Cuba para el futuro.

 

Quiero terminar siendo explícito en mi rechazo a cualquier forma de discriminación laboral o educacional sobre la base de preferencias políticas.

 

Si se hizo una revolución en Cuba prometiendo eliminar los privilegios de unos pocos que podían acceder a la universidad, es trágico que 60 años después haya ministros justificando exclusiones con apoyo del gobierno y el Partido.

 

Una revolución debe ser mejor al sistema que le precede, o no lo es.

En ese caso la conversación es otra.

 

Eloy Viera Cañive            el septiembre 17, 2019 a las 8:49 am Responder

 

Harold, hay dos pequeñas cosas en las que yo haría una salvedad. La primera las declaraciones no son de un funcionario de alto nivel. Las declaraciones del Ministro en esa condición, no son otra cosa que la posición de todo un gobierno y no simplemente una argumentación «respaldada desde más ariba». Las cuentas en este caso en especial, no deberían ser exclusivamente personales. Por ende, resulta endeble, al menos en este caso y desde mi punto de vista, realizar cualquier análisis que pretenda deslindar responsabilidades como si estuviéramos en presencia de una declaraciones voluntarias realizadas por un ciudadano cualquiera en la sala de su casa. Eso me conduce al segundo elemento destacable en tu análisis y no es otro que el reconocimiento de la existencia en Cuba de un Estado Socialista de Derecho que se aplica con discresionalidad. El Estado de Derecho es una precondición que debería impedir entre otras cosas, la aplicación discresional de la Ley. Cuando, como en el caso cubano, y este pasaje lo demuestra y tú lo has reconocido, la institucionalidad solo es un instrumento de la perpetuidad y legitimidad del poder, cuando se aplica con discresionalidad maliciosa la ley, cuando no existe independencia en la administración de la justicia y la defensa de los derechos ciudadanos, solamente cabe decir que no existe Estado de Derecho. Esa conclusión, que debería comenzar a ser el principio de cualquier discusión en este sentido, permitará definir cuáles son las formas y mecanismos que van quedando en Cuba para sostener éstas y otras legítimas exigencias.

……………………….

 

EL TOQUE: DOS GRATAS NOTICIAS

POR JOSÈ JASÀN

 

Escribo para compartir dos gratas noticias:

 

La primera es que este sábado 14 de septiembre nos otorgaron el premio al mejor Reporteo Explicativo (Explanatory Reporting) en los Online Journalism Awards, 2019, otorgados por la Online News Association, de Estados Unidos. El trabajo ganador fue nuestro especial “La Cuba que viene…” sobre la reforma constitucional.

 

Aquí el enlace oficial de la noticia:

https://awards.journalists.org/entries/la-cuba-que-viene/?fbclid=IwAR1Byv2VXb7FFP-Ye_JTIaL3utLa7fK6WNZsQWRiIHhdMp8Ng50Mkv8EiQ4

 

Esta buena nueva nos llega justo en el momento que comenzamos a lanzar un nuevo estreno.

 

Se trata de otro especial interactivo, este con el título “Flow y Poder: el reggaetón en Cuba”, el cual ya puede ser visitado en: https://reggaeton.eltoque.com/

 

A partir de una base de datos de màs de 650 canciones que, confirmamos, fueron hits entre 2010 y 2018, y de reporteo de investigación en el terreno; podemos ofrecer el acercamiento más completo que conozcamos hasta el momento en nuestro país sobre este interesante fenómeno que es mucho más que sólo musical.

 

El nuevo material posee 4 componentes, el tercero de los cuales describe cómo funciona la industria del reggaetón cubano. Se llama “Las Balas”, porque así se le dice en jerga reggaetonera al dinero:

https://reggaeton.eltoque.com/las-balas

 

Otra de las novedades es que hemos desarrollado el demo de un videojuego en el cual los usuarios pueden jugar a unir colores mientras escuchan “clásicos” del reggaetón cubano y también consumen parte de la información obtenida en la investigación: https://reggaeton.eltoque.com/el-cubeton

 

Si no alcanzara el tiempo para leer completo el producto, esperamos que este video que hemos hecho ofrezca una panorámica completa (y divertida) sobre los principales resultados:

https://www.youtube.com/watch?v=90YXsn8u0rM

 

En nombre del equipo de El Toque y del Colectivo +Voces, me place decir que estamos muy contentos de poder compartir estas novedades y agradecemos cualquier criterio que nos desees hacer llegar.

 

Gracias por el tiempo que nos prestas y todo lo mejor en este inicio de semana.

Saludos desde La Habana,

José Jasán

………………………….

 

                                                                NUESTRA VOLUNTAD

16 SEPTIEMBRE 2019

https://jovencuba.com/2019/09/16/nuestra-voluntad/

 

Nosotros, ciudadanos cubanos, profesores y egresados de la Universidad de Oriente y la Universidad Oscar Lucero Moya de Holguín, suscribimos la Carta Abierta: La Cuba que queremos, por el regreso a la docencia del profesor René Fidel González García, escrita por Álvaro Francisco Pixá Aliaga e Ismael Tamayo y al amparo de los valores, principios y el espíritu de la Constitución de 2019 por nosotros aprobada manifestamos nuestro deseo de que esta, nuestra voluntad, sea tomada en cuenta.

 

Rosa María Pixá Aliaga, Lic. en Periodismo, Universidad de Oriente

Roxana Romero Rodríguez, Lic. en Periodismo, ex Coordinadora Académica del Modelo de Naciones Unidas de la Universidad de Oriente y organizadora del Foro Social Universitario «Juventud y Revolución»

Amanda Rachel Morales, Lic. en Derecho, Universidad de Oriente

Dayana Mesa Guiralt, Lic. en Periodismo

Pedro Antonio Sánchez, Lic. en Filología. Universidad de Oriente

Dairon Martínez Tejada, Lic. en Periodismo, ex-Secretario del Comité de Base de la Unión de Jóvenes Comunistas de la Facultad de Humanidades por 5 años

Maiyelis Almodóvar García, Lic. en Derecho, ex Jueza

Rachel Caridad Ramos Palau, Lic. en Periodismo, Universidad de Oriente

Yelena Rodríguez Velázquez, Lic. en Periodismo, Universidad de Oriente

Yorgenis Duanis Pombert. Lic. en Comunicación Social, Universidad de Oriente

Claudia Montero. Lic. en Periodismo,Universidad de Oriente

Bertha Elena Sánchez Viamonte. Lic. en Periodismo. Ex Jefa de Brigada y miembro del Secretariado FEU de la Facultad de Humanidades

Yaritza Brooks, Lic. en Derecho, Consultora Jurídica

Daime Martha Rojas Oliver, Lic. en Derecho, Universidad Oscar Lucero Moya, Holguín

Edelman Henríquez Pons, Lic. en Periodismo, Universidad de Oriente

Elizabeth Reyes Canova, Lic. en Periodismo, ex Presidenta de la FEU de la Facultad de Humanidades de la Universidad de Oriente

Raimundo Lora Freyre, Profesor Consultante y Titular de la Universidad de Oriente

Rafael Eligio Torres Rivera

Elvis Vera Vidal. Lic. en Derecho. Universidad de Oriente

Andrés Fernández Campanioni, Profesor Consultante y Titular de la Universidad de Oriente, ex-vice rector

Dayana Natacha Romero, Lic. en Periodismo, Universidad de Oriente. Ex Coordinadora Académica del Modelo de Naciones Unidas de la Universidad de Oriente y organizadora del Foro Social Universitario «Juventud y Revolución»

Javier Labrada García. Lic. en Periodismo, Universidad de Oriente

Maité Palacios Herrera. Lic. en Lengua Inglesa, Universidad de Oriente

Rosa Panadero Vega. Lic. en Periodismo, Universidad de Oriente           (Tomado de Twitter)

…………….

 

                              LAS DOS “TIJERAS” ESTADÍSTICAS DE LA COYUNTURA DEL DIÉSEL EN CUBA

POR PEDRO MONREAL, EL ESTADO COMO TAL

https://elestadocomotal.com/2019/09/13/las-dos-tijeras-estadisticas-de-la-coyuntura-del-diesel-en-cuba/

 

He comentado anteriormente que, ante la coyuntura actual de la escasez de diésel en Cuba, la respuesta a corto plazo no tiene muchas más opciones que establecer un racionamiento del combustible.

 

Más allá del corto plazo, pudiera pensarse en acciones de otro tipo encaminadas a tratar de aminorar factores que favorezcan vulnerabilidades que pudieran incidir en repeticiones de la coyuntura actual.

 

No me refiero aquí a las causas inmediatas directas de la escasez de diésel en septiembre de 2019 –un episodio específico del recrudecimiento del bloqueo de EEUU-, sino a las condiciones “estructurales” que pudieran explicar un incremento del riesgo y de la incertidumbre (riesgo no cuantificable) en el suministro estable de los combustibles.

 

Un problema de fondo parece ser el peso creciente que ha tenido en la matriz energética cubana la utilización de grupos electrógenos (consumidores de diésel) para producir electricidad.

 

Fuente: ONEI. Anuario Estadistico de Cuba 2018.

Tabla 10.15 – Generación bruta de electricidad por tipo de planta productora.

http://www.one.cu/aec2018/10%20Mineria%20y%20Energia.pdf

 

En 2018, electricidad generada por los grupos electrógenos representaba un 27,1%, con un incremento respecto al 22,1% que se registró en 2013.

 

El diésel, adquirido en mercados internacionales, es un derivado del petróleo relativamente caro que tiene un espectro de utilización mucho más amplio que la generación de electricidad para la red nacional, especialmente en el transporte y en el funcionamiento de maquinaria agrícola, industrial, de construcción, y de otros equipos

 

Existen dos “tijeras” estadísticas en Cuba que deben ser consideradas en cualquier análisis respecto a posibles medidas de mediano y largo plazo en cuanto al suministro estable de combustibles en Cuba.

 

Fuente: ONEI. Anuario Estadistico de Cuba 2018.

Tabla 10.11 – Consumo de petróleo crudo y derivados del petróleo en actividades económicas y por la población

http://www.one.cu/aec2018/10%20Mineria%20y%20Energia.pdf

La representación gráfica del consumo de diésel en las seis principales actividades consumidoras de ese combustible –aquellas que tuvieron un consumo de más de 100 mil toneladas en 2017- permite visualizar una “tijera” estadística que no debería ser ignorada ni minimizada: la trayectoria de los consumos de diésel de las dos principales actividades consumidoras (suministro de electricidad y transporte) se “cruzaron” y, como las hojas de una tijera abierta, se han distanciado a partir de 2016, invirtiendo la relación que habían tenido anteriormente.

 

Las cifras oficiales solamente están disponibles hasta 2017, pero lo que queda claro en la estadística oficial es que se produjo un “salto” de casi 92% en un solo año (2017/2016) en el consumo de diésel en la actividad relacionada con la generación de electricidad.

 

Se observa, por tanto, un paralelo entre esa “tijera” estadística y el aceleramiento a partir de 2016 del creciente peso de la generación de electricidad mediante grupos electrógenos.

 

Existe una segunda “tijera” estadística relativa a las importaciones de combustibles.

 

Fuente: ONEI. Anuario Estadistico de Cuba 2018.

Tabla 10.7 – Importaciones de derivados del petróleo

http://www.one.cu/aec2018/10%20Mineria%20y%20Energia.pdf

 

Se trata de una modificación impresionante en la composición de las importaciones de combustibles. El crecimiento “en flecha” de las importaciones de diésel entre 2012 y 2017, a una tasa promedio anual de 14%, ha convertido el diésel en el “rey” de las importaciones de combustible, relegando muy rápidamente a un segundo lugar las importaciones de fuel oil, que tradicionalmente había ocupado el primer lugar entre los combustibles importados.

 

Resumiendo, la matriz energética actual presenta una dependencia creciente de la utilización de un tipo de combustible (diésel) que, combinada con la necesidad de usar ese combustible para otros usos en los cuales no hay un reemplazo factible de combustible en amplia escala y plazos cortos, han conducido a un notable crecimiento en el volumen importado de diésel y por tanto en la frecuencia de embarques, lo que inevitablemente eleva el riesgo y la incertidumbre del suministro de un combustible clave para la economía cubana.

………..

 

                        EN CUBA SE ROBAN 626 LITROS DE COMBUSTIBLE CADA HORA

DDC | SANTA CLARA

 

Cada hora se roban en Cuba 626 litros de combustible, según publica el sitio oficial Cubadebate en otro extenso reportaje que pone el foco en el eslabón más bajo de la cadena estatal y en los transportistas privados, en momentos de una severa crisis que afecta el país y que el Gobierno ha definido como “coyuntural”.

 

Identifica a la provincia de Villa Clara como la tercera provincia del país con más procesos penales por esta causa con pérdidas reportadas tras los juicios concluidos este año por más de 25.000 litros.

 

Para el medio, que el chofer estatal robe, que el pipero y el pistero adulteren los registros en un servicentro, que algunos directivos prefieren mirar a otro lado cuando detectan irregularidades en el uso del combustible “no se puede justificar por los bajos salarios” o por “una cultura basada en el aprovechamiento de los recursos estatales en pos del beneficio personal”.

 

O sea, la culpa sigue siendo de la falta de “ética y de responsabilidad social”, y no del sistema que la ha alimentado durante seis décadas.  Cubadebate entrevista, bajo nombres que no corresponden a los reales, a choferes privados que sobreviven en el mercado negro, donde un litro de diésel cuesta entre ocho y diez pesos, menos de la mitad del precio que en los servicentros.

 

Las formas del robo, según CIMEX

 

Juan Carlos Marante Mariño, gerente comercial de la Sucursal CIMEX Villa Clara, habitual en las inspecciones en el territorio, dice que la manera más sencilla de robar es el mutuo acuerdo entre el pistero y el chofer estatal responsable de una tarjeta prepagada de combustible: “De la bomba sale la cantidad justificada con el chip de venta, pero no va íntegramente al tanque del vehículo”.

 

Como “otras más complejas”, explica cómo las normas técnicas permiten una pérdida entre un 1% y 3% del combustible durante el proceso de reabastecimiento, en dependencia de si la medición ocurre por vara o de forma automática. Dice que se han detectado a trabajadores que aprovechan esa brecha, reportan el faltante y se lo apropian.

 

Otro modus operandi consiste en utilizar los comprobantes de compra emitidos cuando una persona natural adquiere combustible. Junto al diésel o la gasolina robada, el pistero vende también el chip a los choferes particulares como una justificación en caso de algún chequeo.

 

Finalmente, otra manera radica en la emisión de dos comprobantes por una misma extracción. El pistero anula uno por la verdadera cantidad descargada y habilita el otro por la cifra que el chofer reportará a su entidad. Si en las empresas o unidades presupuestadas no existe un control frecuente sobre el combustible, esta fórmula se convierte en una de las más exitosas.

 

“Una de las medidas que hemos tomado es incrementar las inspecciones sorpresivas y chequear si coincide la última operación con lo registrado en la cinta auditora”, señala.

 

Según la estatal Oficina Nacional para el Control del Uso Racional de la Energía (ONURE), en 2018 la provincia apenas vendió 1,06 litros de combustible por día a cada porteador no estatal, “una cifra infinitamente menor a lo que la lógica y la cantidad de viajes indican como normal”, asume el medio oficial.

 

Esa tendencia se mantuvo hasta abril de este año. Ese mes comenzó a cambiar, impulsada por el aumento del control, pero también por las reducciones en las entregas de combustible al sector estatal. Al cierre de agosto Villa Clara vendía 54.80 litros diarios por cada uno de sus 517 transportistas privados.

 

La ONURE ejecutó en la provincia 190 acciones de control en los primeros ocho meses de este 2019 —166 de ellas a entidades con altos consumos— de las que se desprendió una pérdida económica de 26.596 pesos. Las pérdidas de 2018 se ubicaron en más de 17.000 CUC y 6.000 pesos en moneda nacional.

 

Asimismo, hasta agosto del actual año, siete entidades no lograron justificar su gasto de combustible durante un mes.

 

Casos específicos, procesos y medidas judiciales

 

En la Unidad Empresarial de Base Transporte Caibarién, una de las entidades de ese municipio que más diésel recibe para mantener sus operaciones, “desaparecieron” unos 15.549 litros de combustible. Sin embargo, en este caso la pérdida no fue producto del robo, sino del deterioro de los medios de conservación, que provocó que el diésel se derramara sin que nadie lo notara, dejando los tanques vacíos.

 

El diésel perdido podía garantizar más de 680 viajes entre Caibarién y Santa Clara, o más de 130 entre la capital provincial y La Habana. Como parte de la Causa 29 de 2019, el Tribunal Municipal Popular de Caibarién determinó la implicación del director provincial de Transporte, el jefe de la UEB y el responsable de Seguridad y Protección, quien además de la privación de libertad, recibió una multa de 300 cuotas de un peso cada una.

 

Durante el juicio, junto al delito de incumplimiento del deber de preservar bienes en entidades económicas, la Fiscalía también acusó de falsificación de documentos al jefe de Seguridad y Protección.

 

Según el reporte, el procesado creó un reporte ficticio para simular que había comunicado el estado de deterioro de los depósitos al Instituto Nacional de Reservas Estatales.

 

Entre los delitos más comunes está la receptación, con el 50% de los casos; apropiación indebida, con el 33% de los casos con 3.250 litros; e incumplimiento del deber de preservar bienes en entidades económicas estatales, con el 10% de los casos, pero las mayores pérdidas, de 20.700 litros, o sea el 86% del combustible perdido en Villa Clara.

 

Así, la provincia es la segunda con más medios de transporte decomisados en Cuba por casos relacionados al desvío de combustible. Junto a Santiago de Cuba, es el territorio que más viviendas confisca por esos delitos.

…………………………..

 

                                                                  A DONDE VAMOS?

POR RICARDO TORRES, SEP 11, 2019

https://progresosemanal.us/20190912/adonde-vamos-2/

 

LA HABANA. La economía sigue marcando el ritmo de algunos de los debates más intensos en la vida del país. Desde 2016 el crecimiento económico se ha moderado notablemente: La tasa de incremento del PIB pasó de 2,7 por ciento anual en 2010-2015, a 1,5 por ciento entre 2016 y 2018. En 2019 no se espera sobrepase el 1 por ciento (la CEPAL estima un 0,5%).

 

Las causas inmediatas se reconocen en el colapso económico de Venezuela, las nuevas sanciones de Estados Unidos, la ruptura económica con Brasil, y bajas cotizaciones para algunos productos de exportación, y por qué no, el escaso éxito de la “actualización” para dinamizar la economía.

 

El primer semestre de 2019 comenzó marcado por la peor escasez de bienes básicos desde el fin de la etapa más aguda de la crisis de principios de los noventa. Incluso, el propio gobierno advirtió que la situación podría empeorar en los meses siguientes. La baja disponibilidad de combustible ha afectado el transporte público en varias provincias.

 

El bajo crecimiento no es nuevo en el panorama cubano. Lo cierto es que Cuba no crece lo que debe en las “vacas gordas”, y no solo eso, sino que ahora lo hace con mayor desigualdad. Los escasos períodos de bonanza han estado, como norma, asociados a apoyos externos de dudosa sostenibilidad. Uno de los problemas latentes es la escasez crónica de divisas, que redunda en ciclos de impagos de los compromisos internacionales. Ello significa que la Isla transfiere sistemáticamente a sus socios extranjeros las consecuencias de su escaso éxito económico.

 

Cuba no se financia en los mercados internacionales como otros países similares, en parte por las sanciones de Estados Unidos, pero también por su peculiar sistema económico. Si bien la Isla ha logrado recabar una atención desproporcionada de países como Venezuela, China, Rusia o la Unión Europea, esto tiene que ver más con geopolítica o posicionamiento estratégico que con su dimensión económica. El problema con esto es que casi siempre estos arreglos son vulnerables al ciclo político, o son insostenibles en el tiempo. Un muy buen ejemplo es el bajo perfil de la inversión china en la Isla, en medio de excelentes vínculos comerciales y políticos.

 

Lo cierto es que la respuesta de Cuba siempre ha quedado por debajo de las expectativas. A pesar de que la deuda exterior fue reconocida como una prioridad a partir de 2010 como parte de una estrategia más amplia para regresar a los mercados externos, menos de siete años después se ha repetido un episodio similar. Pocos cuestionan el interés de las autoridades cubanas en cumplir sus obligaciones, las dudas recaen en su estrategia para alcanzar un proyecto viable.

 

Según las propias autoridades desde 2010 solo se concretaron los cambios más sencillos contenidos en los Lineamientos. La restructuración del empleo es quizá la transformación más importante. El Estado aligeró sus plantillas desde 2010. En este lapso, 1 millón 200 mil trabajadores dejaron de ser empleados públicos. Al mismo tiempo, la población en edad laboral aumentó en cerca de 300 mil personas. Ese millón y medio (cifra gruesa) encontró empleo en el sector no estatal, la informalidad o la emigración. No resulta raro que se haya instalado una narrativa acerca de la creciente desigualdad, el delito económico o los nuevos empleos como el contrabando de productos o las importaciones.

 

A pesar de que se insiste en la “crisis demográfica”, lo cierto es que la Isla tiene más población en edad laboral en este momento que nunca antes en su historia. El problema radica en el aprovechamiento de esa fuerza de trabajo. La proporción de personas en edad laboral con un empleo formal se ha reducido sistemáticamente desde 2011, pasando de un 76 a un 64 por ciento. Hay múltiples factores explicativos, pero uno muy importante es la inversión. Aunque los volúmenes de inversión han crecido, se mantienen muy deprimidos.

 

Al mismo tiempo, poco se ha hecho para mejorar la asignación de los escasos recursos existentes, desde la planificación central rígida hasta la distorsión de precios y tipos de cambio. El auge inmobiliario muestra que una vez que se ponen en orden las reglas y los incentivos, se movilizan importantes cantidades de recursos.

 

El sistema bancario marcha rezagado en su función de canalizar los recursos temporalmente libres hacia los sectores en expansión. Habría que buscar las causas por las que los individuos mantienen ingentes cantidades de dinero fuera de los bancos domésticos, y la escasa propensión de estos a apoyar el surgimiento y expansión de pequeños negocios, por citar un ejemplo.

 

Se apuesta por la inversión extranjera, dejando en un segundo plano el uso de los recursos internos. El capital foráneo, sin un planteamiento estratégico dentro del modelo de desarrollo, solo producirá un descalce en divisas aún mayor en el futuro. Los cambios en las empresas estatales han sido mínimos, y no han redundado en un marco que permita administrarlas comercialmente, o traído recursos frescos.

 

Una restructuración a medias, como la que viene teniendo lugar, ya se ha ensayado en otros países con modelos similares (de planificación central, como la URSS de la perestroika). Las perspectivas no son halagüeñas, y Cuba lo confirma. No se logra aumentar la productividad y se acumulan peligrosos desequilibrios macroeconómicos. La deuda pública ha crecido a la sombra de préstamos baratos de los bancos estatales al Estado, en parte para cubrir la enorme ineficiencia del aparato empresarial estatal. A la escasez crónica de productos se suma el deterioro visible de la cotización del peso convertible en el mercado informal.

 

Frente a este escenario, las últimas decisiones en política económica son, como mínimo, tardías y de escaso impacto. La transferencia exitosa de factores hacia sectores viables requiere por lo menos de tres condiciones. En primer lugar, el sistema requiere dotarse de información para detectar las actividades y unidades moribundas.  En ese sentido, una reforma monetario-cambiaria profunda es imprescindible.

 

En segundo lugar, tienen que crearse los mecanismos para hacer posibles que los factores móviles (trabajo y una parte del capital) se desplacen hacia los nuevos sectores. Este proceso no está exento de fricciones, dado que se requiere tiempo y recursos para liquidar las empresas inviables y crear los nuevos puestos de trabajo. En esa línea, los límites a la expansión del sector no estatal actúan como retardatarios.

 

Ya el cuentapropismo cumplió esa función para el sector público, aunque lamentablemente solo en sectores con escasas perspectivas de mejora. Por último, la reestructuración necesita de recursos de inversión para hacer posible la emergencia de nuevos sectores. Esos recursos hay que procurarlos no solo en la inversión extranjera o el crédito externo, sino en el ahorro doméstico. Una parte vendría de un sector público más liviano, y de las ganancias de productividad de empresas dirigidas por juntas de gobierno independientes. En todo caso, un sector financiero moderno es parte de la solución.

 

Ese es un camino posible para Cuba, que permitiría utilizar más plenamente las capacidades endógenas del país, haciéndolo menos dependiente de la tormentosa geopolítica mundial. Pero solo sería una opción real a través de un cambio de paradigma. Las medidas recientes no apuntan a esa dirección.

 

A dónde vamos? Pues… no muy lejos.

…………………………

 

                                                         CONDONES Y BIBERONES

POR JORGE GÒMEZ BARATA

 

Antes de retirarme fui economista; así lo indica un titulo. Es un oficio estresante que he desatendido debido a mi jubilación y, más que nada, a la falta de información. La prensa no me ayuda pues se consagra a una propaganda política aberrante. Lo más parecido a una noticia son sus crónicas triunfalistas de entidades aisladas, pero el obstinado PIB per cápita no crece. Una golondrina no hace verano.

 

Tengo recaídas ocasionales tras las cuales vuelve fosca a su rincón el alma trémula y sola. Una noticia que recogí del ciberespacio avivó mi vocación. Se refería a una importante fábrica de productos de látex cuyo nombre omito. Me limitaré a señalar que es asiática y sólo elabora tetillas de biberón1 y condones. Es líder en esos renglones.

 

La empresa fue visitada por el chairman de una distribuidora europea que intentaba representarla.  Un ejecutivo de la planta lo atendió y le mostró el flujo de producción. Informó, además, de su tecnología secreta en la que se combinan en singular sinergia procedimientos industriales y de marketing.

 

Un sofisticado equipo de extrusión sopla el látex y al hacerlo correr por un molde conforma la tetilla del biberón. Un brazo mecánico armado de una aguja gruesa estampa el orificio de salida con sus correspondientes rebabas. A renglón seguido la pieza pasa por el control de calidad al que sigue el módulo de envase. Al final van saliendo de la máquina a razón de una por segundo las cajas contenedoras de una gruesa del producto. Son millones anuales capaces de cubrir buena parte de la natalidad mundial.

 

La máquina de los condones es prácticamente igual pero dispone de un paso que llamó poderosamente la atención del visitante. Después de formateado el preservativo también aparece un brazo mecánico ¡pero con una aguja muy fina!  De un golpe el adminículo es dotado de un imperceptible orificio de salida.

 

Intrigado, el visitante preguntó el porqué de aquella perforación casi invisible. El anfitrión respondió

-Para que escapen los espermatozoides más hábiles.

 

El visitante no pudo evitar una regurgitación ética y espetó

-¡Coño, eso es una hijaputada !

 

Sin inmutarse el asiático argumentó

-Efectivamente, pero estimula considerablemente la demanda de biberones.

……………………….

 

    EL VICIO DE LOS MERCADOS EN CUBA

POR OSCAR FERNÁNDEZ Y RACHEL DOMÍNGUEZ, SEP 12, 2019

https://progresosemanal.us/20190912/el-vicio-de-los-mercados-en-cuba/

 

El aprovisionamiento regular de insumos para los procesos económicos en Cuba conduce a la mayoría de los actores —sean consumidores, empresas estatales o emprendedores privados— por los caminos complejos del acaparamiento, acción que constituye un delito según el Artículo 230 del Código Penal vigente.

 

El pecado original, contenido en el paradigma teórico de planificación imperante en el país —heredado en gran medida de otros contextos y momentos históricos— ha sido pretender que la función coordinadora entre los actores económicos desempeñada por el mercado pueda ser sustituida de raíz por un mecanismo administrativo permanente —identificado erróneamente como planificación—, que abarque casi la totalidad de la actividad económica.

 

Cualquier economía opera con modelos compuestos de valores y regularidades, y en la medida en que se van identificando patrones y recurrencias, también los actores consolidan respuestas coherentes con las exigencias que el sistema les impone. Uno de esos comportamientos reactivos es justamente acaparar.

 

Esto ocurre porque el modelo está caracterizado por mercados que funcionan en condiciones de escasez crónica para consumidores y productores. En muchas ocasiones los bienes y servicios demandados no existen en los mercados. La recurrencia de esta situación para una amplia gama de renglones es lo que se identifica como “economía de la escasez”; una de las causas fundamentales de esta, el modelo de planificación.

 

Un mecanismo de coordinación centralizado, como el que caracteriza la economía cubana, sin dudas consigue una más justa asignación de recursos y menor despilfarro social, cuando a las grandes metas se refiere. Pero su extensión a casi toda la actividad económica conlleva a la generación de otro tipo de costos.

 

Muchas veces el mecanismo centralizado asigna recursos imprecisos o atemporales, generando brechas entre oferta y demanda que conducen a situaciones simultáneas de escasez y excedentes artificiales. Esto ocurre cuando se pretende desconocer o ignorar al mercado.

 

No se puede desconocer que en el caso cubano influyen las condiciones de guerra económica a las que está sometido el país y que dificultan sobremanera su desempeño como una economía normal, restringiendo, al extremo de lo insólito, las posibilidades de inserción externa. Pero también hay una causa interna, esencial, que radica en un paradigma de planificación al que le resulta imposible asignar recursos de modo cotidiano que garanticen equilibrios en los mercados, así como producir los ajustes oportunos, debido a las inevitables brechas de información que sufre al tener que ejecutar tantas decisiones desde el centro.

 

Dada esa recurrencia, los participantes en los mercados estandarizan entonces un mecanismo de ajuste automático que, compulsado a rellenar los desequilibrios, halla la forma de reasignar los recursos que encuentra a su paso. Muchas de las soluciones violentan claramente las leyes y permanecen fuera del alcance de la regulación directa del Estado, que se obsesiona con el control como única vía. Surge así lo que se conoce en la literatura académica como “segunda economía”.

 

Acaparar: recurso de los actores económicos

 

El desabastecimiento recurrente de productos de primera necesidad, suele identificarse en algunos medios como acaparamiento por motivos de lucro. En realidad es todo lo contrario. Es más fácil demostrar que el frecuente desabastecimiento de estos productos es lo que genera prácticas acaparadoras en todos los actores.

 

Ante el desarrollo de esa “segunda economía”, que provee de manera efectiva una respuesta compensatoria, las autoridades centrales implementan mecanismos de control más exigentes en los establecimientos estatales y endurecen el marco regulatorio al que está expuesta toda la sociedad. Ninguna de estas acciones demuestra efectividad, pues no producen cambios en las condiciones que originan el fenómeno.

 

Cuando las autoridades pretenden controlar eventuales situaciones de falta de oferta —conocido en términos microeconómicos como “exceso de demanda”— mediante el establecimiento de límites cuantitativos a la compra del producto o la fijación de su precio (en caso que sea de libre formación), con esa propia acción envía la señal de que este podría escasear, y por lo tanto sugiere a gritos al comprador que busque la vía de garantizar para sí mismo una cobertura a largo plazo. Este incentivo para comprar en exceso no se basa necesaria y exclusivamente en intenciones de lucro como en el temor de un desabastecimiento inminente.

 

Consumidor final

 

En condiciones de escasez crónica y de mercados de oferta inestable, para un consumidor completar su canasta cotidiana de bienes de consumo, algo que debería ser tan elemental y simple, se torna en una exigente lid —incluso sin considerar la “magia” para sortear la restricción de su bolsillo— que le exige un enorme esfuerzo y termina sustrayendo un tiempo precioso de su productividad o de su ocio.

 

Como resultado, se fomentan y cultivan los mismos comportamientos egoístas que se condenan del sistema de economías capitalistas —de hecho, los exacerba con la situación de competencia entre consumidores— con el agravante de que mantiene al individuo en un estado permanente de zozobra por obligarlo, al menos en alguna ocasión, a comportarse cómplice de una transacción ilegal. La recurrencia de situaciones de ilegalidad conlleva a su paulatina naturalización, en detrimento del desarrollo de una civilidad saludable en términos morales.

 

Empresa estatal

 

En esta economía restringida por la oferta, las empresas disfrutan de condiciones ventajosas al acudir al mercado en su rol de vendedores. No están exigidas por la demanda, por lo cual el mercado suele estar ávido para devorar todo lo que estas sean capaces de ofertar en condiciones razonables de precio/calidad/exclusividad. Sin embargo, luego como comprador, las empresas también enfrentan los problemas del ajuste forzoso de la “economía de la escasez” y desarrollan los mismos comportamientos de protección. A diferencia de los consumidores finales, la empresa centralmente administrada no tiene autonomía para adoptar sus decisiones en función de sus preferencias y restricción presupuestaria.

 

La mejor herramienta con que cuenta la empresa estatal en esta economía es su habilidad para la negociación tácita que se genera cada año con los niveles superiores en la conformación del plan, que es cuando se deciden los recursos que recibirán y las metas a las que se verán comprometidas. Este proceso de negociación es portador de una serie de comportamientos distorsionados que nada tiene que ver con planificación.

 

Otra manifestación del fenómeno ocurre con las cadenas de impago entre empresas, que se generan con tanta facilidad. En muchas ocasiones, su origen puede hallarse en una restricción central para acceder de manera oportuna a algún recurso límite por parte de una empresa —sea la realización de un pago al exterior, o una asignación demorada de un insumo— que afecta la dinámica de su proceso productivo y genera impactos “encadenantes” sobre las restantes empresas.

 

Dado este contexto el comportamiento racional que se puede esperar de estos actores es el de acumular inventarios excesivos siempre que sea posible, como mecanismo de garantía para la continuidad de sus producciones ante un desabastecimiento o ante la demora de una autorización. De modo que la empresa estatal incurre, también, en el delito de acaparar.

 

Emprendedor privado

 

El emprendedor privado que opera en condiciones de legalidad, que debe aprovisionarse y garantizar su proceso productivo, no es considerado aún por el sistema una empresa, y no le da acceso a las redes de suministros, ya maltrechas, de la “primera economía”. Entonces lo lanza hacia los mercados de bienes y servicios finales y lo obliga a competir con los consumidores ordinarios, que ya se encontraban compitiendo entre ellos por los escasos e inestables bienes y servicios en los mercados minoristas.

 

Pues los productores privados, como cabe esperar, se comportan de la misma forma que los consumidores finales; con la agravante de que al requerir cantidades superiores como insumos para sus actividades, tienen el poder de vaciar los mercados cuando estos no están bien abastecidos o no pueden responder con prontitud a incrementos de la demanda.

 

La consecuencia directa es devastadora para el desarrollo armónico de un modelo de economía heterogénea como el que urge consolidar en Cuba. El consumidor, o sea la población en su rol de consumidora, identifica al emprendedor privado como el enemigo que le vacía los mercados, cuando en realidad esto ocurre debido a la implementación incompleta de la política económica que les abrió su espacio, o, dicho de manera más sencilla, por incompetencias del mecanismo planificador imperante que no considera su demanda.

 

El mercado, que no es el libre mercado, existe y actúa…

 

El mercado existe en cualquier formación socioeconómica contemporánea, dado que siempre hay actores que preservan facultades para tomar al menos ciertas decisiones de manera autónoma. Mientras no se alcance el extremo de restringir totalmente las alternativas de los actores, entonces actuará.

 

Ahora, mercado no es sinónimo de propiedad privada. Esto es una rémora de una interpretación dogmática del pasado, ya superada en Cuba, al menos en los documentos oficiales.

 

La forma de propiedad predominante entre los actores concurrentes no implica el mayor o menor protagonismo del mercado. En teoría, pudiera existir un perfecto mecanismo de mercado operando en un modelo de economía cien por ciento de propiedad estatal. Así como pudieran existir mercados sujetos a niveles muy altos de regulación del Estado donde la mayoría de los concurrentes sean propietarios privados.

 

En consecuencia, el reconocimiento del rol del mercado tampoco significa ausencia total de intervención del Estado. El mercado es como un río: no se le puede atrapar con las manos, pero sí encauzar. Hay mucho espacio para diseñar políticas económicas que regulen y conduzcan los mercados sin pretender suplantar su función coordinadora con un manojo de órdenes administrativas. No es una cesta con dos únicas opciones: topar o desregular.

 

Incluso si toda la oferta fuera resultado de un mecanismo centralmente preconcebido, las fuerzas del mercado actuarían aún por el lado de la demanda, y por supuesto lo harían de manera independiente de la voluntad de cualquier autoridad. El mercado, por lo tanto, no solo existe, sino que determina la forma en que se distribuyen los bienes y servicios que el plan decida producir.

 

De modo que, si el plan no toma en cuenta la demanda, si la autoridad central no posee instrumentos, conocimientos, o voluntad para estudiar la demanda, o no está en capacidad de garantizar que la producción planificada se corresponda con ella, no tiene el más mínimo chance de evitar la reiteración de escaseces en unos casos o excedentes artificiales en otros.

 

El mecanismo de administración de divisas exacerba la “economía de la escasez”

 

En el caso particular cubano estos sistemáticos baches de oferta, que refuerzan la “economía de la escasez”, ocurren entre otras causas porque las empresas estatales —sobre quienes descansa la mayor parte de la oferta— no tienen la autonomía que les permita reaccionar al mercado y cerrar su ciclo producción-comercialización.

 

Este pequeño gran problema ocurre debido a una muy variada estela de restricciones, pero la más primaria, sobre la que se debería actuar con urgencia, es que los ingresos en CUC provenientes de sus ventas no son, de manera automática, convertibles en divisas internacionales a la tasa de cambio vigente, y por tanto no le otorgan capacidad de importar. Requieren de una mediación central de alguna naturaleza.

 

Para que una empresa pueda concretar importaciones requiere por lo general de una asignación central de las divisas, mecanismo que los entendidos llaman “coeficiente”, “certificado” o “capacidad” de Liquidez (CL). La no autorización a importar o la asignación tardía de esta capacidad de liquidez obstruye o detiene, al menos temporalmente, procesos productivos que a su vez impactan en otras producciones. La oferta se torna inestable, y la demanda insatisfecha.

 

La persistencia por más de diez años de este mecanismo administrativo, constituye un ejemplo fehaciente de cómo decisiones circunstanciales de política económica pueden obstruir el desarrollo al identificarse erróneamente como la única forma de planificación intrínseca de la economía socialista.

 

Para desarrollar las metas socialistas en Cuba vamos a necesitar de un mecanismo de planificación financiera, con mejor diseño de incentivos y que permita a los actores interactuar mucho más sin necesidad de un mediador directo. Esto se puede solucionar —y de hecho es recomendable— incluso antes de sumergirnos de manera completa y definitiva en el proceso de unificación monetaria.

 

De lo contrario no será posible paliar la escasez y por ende tampoco el acaparamiento, en cualquiera de sus niveles.

 

Nota: Este trabajo es una versión resumida de un texto inédito mucho más extenso sobre el acaparamiento, la planificación y el mercado en Cuba. El artículo original se encuentra en proceso de publicación como un capítulo en el Volumen VIII de la serie “Miradas a la Economía Cubana”, coordinada por el Centro de Estudios de la Economía Cubana, de la Universidad de La Habana.

………………………..

 

             LUIS ALBERTO GARCÍA A CUBANOS QUE ‘SE ALEGRAN’ DE LOS PROBLEMAS DE LA ISLA

DDC | LA HABANA

 

El actor Luis Alberto García criticó en su sitio en Facebook a quienes “se alegran” del infortunio de los cubanos de la Isla, más agobiados que de costumbre en estos días por los problemas del transporte, la falta de medicinas y comida.

 

“¿Quieren de verdad lo mejor para nosotros?”, preguntó el actor sobre aquellos cubanos que —dijo— “se alegran del hambre, la sed y los apagones (…) de la falta de más medicinas, los sudores y sofocos sin ventiladores ni aires acondicionados (…) las horas que cientos de miles verán consumirse en las paradas de ómnibus, los taxis en stop motion”.

 

“¿Los ancianos y los niños sufriendo en un primerísimo primer plano, es algo que les parece bien?”, continuó. “¿En defensa de qué idea apoyan semejante indefensión?”, dijo García y mencionó también a “los enfermos encamados, los que deben ir a un hospital por una diálisis, un suero para paliar el cáncer o una sesión de fisioterapia y pasarán las de Caín para transportarse, los que necesitan un transplante y no tendrán acceso a los medicamentos que les permitan a sus cuerpos acoger a ese nuevo órgano sin rechazarlo”.

 

Esas personas “¿merecen ese vía crucis?”, cuestionó el actor, que con frecuencia publica post sobre temas de la realidad cubana.

 

Los habitantes de la Isla sufren en estos días las consecuencias del recrudecimiento de la crisis económica del país, provocado por el desabastecimiento de combustible.

 

El Gobierno culpa a Estados Unidos, dice que se trata de una “situación coyuntural” y trata de convencer a los cubanos de que está al control, pero las imágenes de caos en el transporte público han inundado las redes sociales.

 

Luis Alberto García fustigó a quienes “son felices pensando en los cientos de miles de compatriotas, familiares, amigos o conocidos, que estarán dos o tres horas tratando de ir a trabajar para mantener a los suyos y otras dos o tres para llegar a sus casas para cocinar lo que aparezca, a veces sin agua, a veces sin energía eléctrica, en un ciclo infernal”.

 

“¿Contentones de que miles de emprendedores pierdan lo que invirtieron? ¿Alegres de que desaparezcan los cruceros y mermen las remesas? ¿Se les dibuja en sus rostros una sonrisa imaginando semejante malvivir?”, escribió el actor.

 

Se refirió también a quienes “piden intervención militar y lamentan que mis niñas y mi nieta terminen siendo bajas de guerra colaterales, porque dicen que no tuve la previsión de concebirlas en tierras de libertad”.

 

“¿Son buenos cristianos? ¿Son buenas personas?”, añadió. “Cuando me vea cualquier madrugada de esas, con un pedazo de cartón, echándole fresco a mis hijitas durante horas para que puedan dormir y llegar a su escuela medianamente descansadas, voy a estar pensando mucho en ustedes. Mucho”, dijo.

 

“Pero más aún en los casi tres millones de cubanos desperdigados por el mundo, que a pesar de no gustarles el comunismo no piden lo peor para los que vivimos aquí”, agregó.

 

Por otra parte, el actor criticó a quienes repiten “como loros que se viene un segundo ‘Período Especial'”.

 

“¿Cuándo fue el acto de clausura del primero, la fiesta de fin de rodaje, el entierro? Ha sido tan elástico que habría que suplantarle una sola vocal: Período Espacial”, propuso.

…………………………..

 

                                                                      DÍA DE LA RAZA

POR JUAN M FERRÁN OLIVA

SINE DIE 62, 16 SEPTIEMBRE 2019

 

Hace muchos años pensé que en el siglo XXI los únicos reyes sobrevivientes serían los 4 de la baraja. Me equivoqué. Contumazmente hay monarcas en 13 Estados europeos. Las Casas Reales, además de anacrónicas, son dispendiosas. Sus personajes de opereta son pagados por los contribuyentes.

 

El campeonato de las monarquías lo ostenta Asia y en particular el Medio Oriente. En África no son tantos y en el resto del mundo quedan, nominalmente, los miembros del Commonwealth con una equivalencia de poder limitada al retrato de la reina en locales oficiales. Por suerte casi todos, a excepción de los petroleros, carecen de las potestades de antaño. Pudieran citarse también algunos reyezuelos tribales. No falta, como rara avis, un país con pretensiones comunistas y dirigencia hereditaria.

 

Pero el caso más pretencioso es el de España. Este reino, pomposamente, celebra el llamado Dia de la Raza, evocando su llegada y conquista de América. Pero ojo. España no existía como Estado en esa época. Fue Castilla el reino que llevó a cabo el llamado descubrimiento, colonización y todo lo que le cuelga. Su émulo inmediato fue Portugal que ocupó el enorme trozo de continente llamado Brasil. Los otros reinos peninsulares no tuvieron que ver con el genocidio; después de 1700 fueron anexados manu militari a Castilla, que entonces comenzó a llamarse España como Estado unificado.

 

La exaltación de la empatía inter ibérica surgió en 1913. El llamado Día de la Raza se celebra también en muchos países de América y adopta distintos nombres, todos parecidos. Pero las interpretaciones van desde el elogio a los colonizadores hasta acres denuncias de genocidio. Los más neutrales hablan del encuentro de dos mundos.

 

En noviembre 2 de 1940 Franco creó el Consejo de la Hispanidad.  Fue una tarjeta de presentación de España. La prolongada dictadura se abría a las relaciones internacionales tras la marginación provocada por su filiación fascista. Encumbraba la lengua pretendidamente común, el catolicismo y el noble aporte de España a la civilización.

 

En 1987 el rey Juan Carlos I declaró Día de Fiesta Nacional la fecha del 12 de octubre, en conmemoración de la llegada de Colón a América. Tradicionalmente se efectúa una pomposa revista militar presidida por el monarca. Tiene un atávico regusto imperial.

 

Juan Carlos fue elegido por Franco a cuya muerte escaló el trono. Tras varios lustros abdicó abrumado por sus travesuras. Le sucedió su hijo Felipe VI, quien 3 días después del referéndum catalán del primero de octubre de 2017 se expresó en su contra y justificó la represión ordenada por Rajoy. El Parlament de Catalunya   reprobó al Rey e instó a abolir la monarquía. Es algo inusitado. Nunca antes se produjo nada tan osado en el café para todos de las autonomías españolas.

 

La declaración del Parlament va más allá de Cataluña. Propone para el conjunto de sus vecinos la erradicación del la monarquía. Si ésta desapareciera la Hacienda se vería liberada de una onerosa carga.  La Casa Real es un lujo trasnochado impuesto por Franco para perpetuar su régimen. Es, además, foco reaccionario.

 

La lucha de los catalanes por su independencia tiene mucho en común con la que por igual causa defendieron los cubanos en 1895. Los tiempos son otros. Actualmente el pudor europeísta impone a España una lucha leguleya. Los espadones han perdido vigencia.

 

Rajoy fue un alter ego de Antonio Cánovas del Castillo que se comprometió a emplear hasta el último hombre y la última peseta en la Guerra de Cuba. En su discurso del 21 de noviembre de 1896  afirmaba que la cuestión cubana se apuntalaba con el derecho. Lo tenemos de nuestra parte. Ninguna concesión, ninguna renuncia, la razón y el derecho están con España… nada de concesiones, nada de debilidades, ninguna abdicación… Nada de medias tintas, ninguna transacción con los rebeldes…El  honor de España no puede admitir un solo instante la palabra renuncia. Es conocido el desenlace.

 

Cualquier semejanza no es pura coincidencia. Como dice el protagonista de una zarzuela:

 

Aunque vengan a millares

a enmendar pasados yerros,

siempre  son los mismos perros

con diferentes collares.

 

El actual gobierno del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), que no es socialista ni obrero, usa careta de izquierda pero en la práctica se afinca en la derecha. Por supuesto, es monárquico e integrista y no favorecerá la independencia de Catalunya, que entre otras razones, es un gran contribuyente al erario estatal español. Su población representa el 15% del total del Estado, pero su contribución económica alcanza el 25%.

                                                                            ………………………..

 

                                                      LOS QUE CAMBIAN Y LOS QUE NO

POR  JORGE GÓMEZ BARATA, 14/09/2019

 

Existen referencias de procesos políticos que ante evidencias de que el modo como operaban resultaba inviable, introdujeron reformas estructurales trascendentales. En todos los casos se trató de estrategias de supervivencia.

 

El ejemplo más socorrido es el de los países europeos gobernados por la socialdemocracia que, inspirados en el socialismo de matriz marxista, a lo largo de más de un siglo, han desarrollado modelos económicos y políticos en los cuales la democracia liberal, combinada con elementos de la economía social de mercado, han conducido a los llamados “estados de bienestar”. Estos países han logrado atenuar las contradicciones inherentes al capitalismo.

 

En el inventario se menciona la Iglesia Católica que, alrededor de 1870 fue forzada a deponer el “poder temporal” que ejerció durante más de mil años y, convirtiendo la necesidad en virtud, pasó a gestionar un liderazgo espiritual que, en lugar de debilitarla, la fortaleció.

 

Otra vez en 1891 la entidad reaccionó ante el capitalismo salvaje y el marxismo, emitiendo la Rerum Novarum, un manifiesto cristiano para los “nuevos tiempos”. De ese modo, la más conservadora de todas las entidades, a la vez humana y divina, mostró una plasticidad que le permitió cambiar y adaptarse para sostener su vigencia.

 

En 1899, Alexandre Millerand, diputado del Partido Socialista Francés, que sería luego primer ministro y presidente de la república, fue el primer líder socialista en aceptar un puesto de ministro en un gobierno burgués, en este caso el de Pierre Waldeck-Rousseau. La decisión ocasionó un terremoto político en las fuerzas progresistas europeas.

 

Millerand, que luego escribió su propia historia, no fue un paradigma, sino una bisagra entre viejos y nuevos tiempos. Con esas y otras maniobras, la izquierda francesa llegó a convertirse en una alternativa política, junto con otras fuerzas encabezó la resistencia contra la ocupación nazi y mediante el eurocomunismo intentó reflotar el proyecto socialista a escala europea. En consonancia con la “doctrina Brezhnev, tal como ocurrió con la “Primavera de Praga”, la URSS fusiló la idea.

 

Un ejemplo reciente es el de Sudáfrica, donde el empecinamiento de la minoría blanca formada por el 20 por ciento de la población, durante casi medio siglo, mediante aberrantes leyes y brutal represión, aplicó el régimen de apartheid hasta que en el contexto de la lucha en el Africa Austral, la burguesía de origen afrikáner cedió, colocó al frente del gobierno a Frederik de Klerk a quien habilitó para aplicar reformas, incluida la liberación de Nelson Mandela, de quien incluso fue vicepresidente.

 

Un ejemplo diferente fue el de la Unión Soviética que, a pesar de estar inspirada en la dialéctica marxista y conducida por una organización política de matriz revolucionaria, fue reacia a asumir los defectos estructurales incorporados al sistema, debido a errores teóricos presentes en su filosofía y su diseño y no aplicó a tiempo y mediante debido proceso, reformas que pudieron actualizar sus modelos económicos y políticos, preservar las conquistas populares y salvar al sistema.

 

No hay manera de explicarse por qué, después de haber reconocido las violaciones de la legalidad y de los preceptos socialistas por el stalinismo, así como la insolvencia del enfoque que condujeron a ellos, el Partido Comunista de la Unión Soviética (PCUS) no encabezó la reforma del sistema.

 

En situaciones análogas a las de otros países socialistas, los partidos dirigentes de la China y Vietnam, sin romper con su pasado ni renunciar a las conquistas del socialismo, con determinación y coherencia, sin abandonar el camino elegido, rectificaron decisivamente el modelo económico y alcanzaron una visible prosperidad.

 

Como resultado de las reformas, en China y Vietnam ahora hay un poco más de riquezas individuales y mucha más prosperidad colectiva. El socialismo tal como intentó construirlo la Unión Soviética es claramente inviable. Allá nos vemos.

……………………………

 

  PARA THOMAS PIKETTY LA DESIGUALDAD ES IDEOLÓGICA Y POLÍTICA

POR EDUARDO FEBBRO, 6 SEPT 2019

 

Las desigualdades jamás son “naturales” sino edificadas por una ideología que crea las categorías divisorias: mercado, salarios, capital, deuda, entre otras, sostiene el economista francés

 

El liberalismo volverá a temblar sobre sus raíces teológicas y un ejército de evangelizadores liberal-populistas saldrá otra vez con capa y espada a demoler la impecable demostración sobre la semilla de las desigualdades que el economista francés Thomas Piketty publica en estos días en Francia.

 

Se trata de Capital e Ideología, el segundo libro que Piketty publica luego del monumental éxito que tuvo su primer trabajo, El Capital en el Siglo XXI, del cual circularon en el mundo más de dos millones y medio de ejemplares. Como el anterior, el nuevo libro del economista francés no preserva espacios, sino que los extiende. Son 1.200 páginas cuyo postulado central consiste en demostrar que “la desigualdad es ideológica y política” y no “económica o tecnológica”, que las desigualdades jamás son “naturales” sino edificadas por una ideología que crea las categorías divisorias: mercado, salarios, capital, deuda, trabajadores más o menos capacitados, cotizaciones bursátiles, paraísos fiscales, ricos, pobres, clérigo, nobleza, competencia nacional o internacional.

 

El credo tan famoso como publicitado en la Argentina sobre el carácter ineluctable del sistema económico liberal (“el mundo nos apoya”) se esfuma en las páginas de Capital e ideología como arena entre los dedos. No es cierto. No existe, alega el economista, ningún determinismo, menos aún una organización social con mandato “eterno”. La permanencia o no de la cultura del capital depende de la movilización política e ideológica, de que se imaginen otras formas de gestión donde las desigualdades dejarían de existir y el capital, a su vez, ya no estaría más concentrado en un puñado de poderosos.

 

El libro de Thomas Piketty es un elixir en tiempos de horizontes tapados y retóricas repetitivas. El economista osa incluso proponer la idea de un “nuevo socialismo participativo”, de una propiedad “social”

pactada mediante la cogestión o también una “propiedad temporal”. No hay tampoco, para Piketty, ningún fatalismo histórico sino una asombrosa serie de acciones y coincidencias que autorizan los cambios.

 

”Se trata de construcciones sociales e históricas que dependen íntegramente del sistema legal, fiscal, educativo y político que se elige implementar y de las categorías que se crean”. Piketty derriba dos de los mitos más arraigados de la derecha: el primero postula que las desigualdades se explican en muchos casos por causas “naturales”: el segundo recurre a la existencia histórica de supuestas “leyes fundamentales”.

 

En ningún caso. Thomas Piketty ofrece en esta mastodóntica investigación una mirada nueva sobre el proceso de la desigualdad, así como una historia con perfil mundial de las desigualdades y las ideologías que las promueven.

 

Nada está decidido de antemano, recuerda el autor, tanto más cuanto que las relaciones de fuerza que se establecen atañen al orden material: «son sobre todo intelectuales e ideológicas. Dicho de otra forma, las ideas y las ideologías cuentan en la historia porque permiten imaginar permanentemente y estructurar nuevos mundos y sociedades diferentes”. Piketty fustiga ese pensamiento conservador marcadamente tendencioso y siempre dispuesto a “neutralizar las desigualdades” dotándolas de “fundamentos naturales y objetivos”.

 

O sea, como la desigualdad es un proceso natural no hay manera de erradicarla. Y si se lo intenta, es, finalmente, todo el sistema que corre peligro. Esta falacia es la que preside todas las narrativas del liberalismo contemporáneo: no hay vida fuera de este sistema. Si se sale, solo habrá hambre. Falso. Más bien, en su análisis histórico de la desigualdad, el economista francés destaca que, ”en su conjunto, las diversas rupturas y procesos revolucionarios y políticos que permitieron reducir y transformar las desigualdades del pasado fueron un inmenso éxito, al tiempo que desembocaron en la creación de nuestras instituciones más valiosas, aquellas que, precisamente, permitieron que la idea de progreso humano se volviera una realidad”.

 

Con esa prueba histórica Piketty abre una ventana para mostrar otro paisaje y, de paso, quebrar una de las narrativas más extenuantes de los conservadores: aquella que tapa todos los futuros repitiendo que ningún otro modelo es posible. A este propósito, el autor escribe: «las desigualdades actuales y las instituciones presentes no son las únicas posibles, pese a lo que puedan pensar los conservadores: ambas

están también llamadas a transformarse y a reinventarse permanentemente”. Una vez más, nada está jugado de antemano, nada es “un fundamento” inamovible. Esa roca indesplazable es la base sobre la que se apoya el rico para seguir siendo más…rico y el pobre siempre pobre. Es el nudo de todo el repertorio capitalista: si el rico es menos rico el pobre será más pobre.

 

Piketty presenta la desigualdad como un objeto de gran plasticidad que es perfectamente posible modelar, y así lo han hecho justamente las ideologías: ”siguiendo los hilos de esta historia –escribe—se constata que siempre existieron y existirán alternativas. En todos los niveles de desarrollo, existen múltiples maneras de estructurar un sistema económico, social y político, de definir las relaciones de propiedad, organizar un régimen fiscal o educativo, tratar un problema de deuda pública o privada, de regular las relaciones entre las distintas comunidades humanas (…) Existen varios caminos posibles capaces de organizar una sociedad y las relaciones de poder y de propiedad dentro de ella”.

 

Piketty proclama que “el progreso humano existe, pero es frágil porque, a todo momento, puede chocar contra las desviaciones de la desigualdad y de la identidad del mundo (…) El progreso humano existe, pero es un combate”. Original, razonado y riguroso, con un enfoque radicalmente histórico que toma incluso en cuenta la literatura, Capital e Ideología llega en el mejor momento, justo en ese punto donde sólo parecían haber diagnósticos y pocas conjeturas para diseñar otro mundo. Nunca el liberalismo había inundado tanto el espíritu humano con su mensaje unidireccional. Como el macrismo en la Argentina, su recado es en todos lados el mismo: o se suicidan con nosotros, o morirán de hambre.

 

Piketty desarma con una precisión de relojero esa idea destilada en el 99% de los medios de comunicación del mundo. El autor llama a esa tendencia “la ideología propietarista”. Su credo globalizado consiste en repetir que cualquier iniciativa de justicia social equivale a ir “derecho hacia la inestabilidad política y el caos permanente, lo que terminará por darse vuelta contra los más modestos. La respuesta propietarista intransigente consiste en que no hay que correr ese riesgo, y que esa caja de Pandora de la redistribución de la propiedad nunca se debe abrir”. Al contrario, argumenta Piketty, no sólo hay que abrirla, sino que la historia nos prueba que ha sido abierta en muchos momentos y que, gracias a esos momentos, se construyó el progreso humano.

 

El ensayo se propone precisamente esa meta: ”convencer al lector de que podemos apoyarnos en las lecciones de la historia para definir una norma de justicia y de igualdad exigentes en materia de regulación y reparto de la propiedad más allá de la simple sacralización del pasado”. Como en El Capital en el Siglo XXI, Piketty no formula rupturas revolucionarias, sino que plantea una forma radical de reorganización.

 

No es un libro para reforzar convicciones, ni un enésimo e indigesto adoquín pseudo progresista rebosante de diagnósticos acertados y vacío de alientos futuros. Capital e Ideología es un libro para respirar, como una ventana abierta hacia un mundo donde, de pronto, no hay un sólo modelo posible sino un infinito de posibilidades.

 

…………………………

 

                                         HABANA INSIDER: ARTE|CULTURA|IDEAS              

 

ES UN BOLETIN ELECTRONICO QUE OFRECE DE MANERA GRATUITA, UNA SELECCION DE LOS MAS INTERESANTES CONTENIDOS PUBLICADOS EN LA PRENSA DIGITAL CUBANA E INTERNACIONAL. SOMOS UN PROYECTO NO LUCRATIVO CREADO EN BARRIO OBRERO, S.M. PADRON, LA HABANA, CUBA POR PROFESIONALES DEL ARTE Y LA COMUNICACION.

 

BAJO EL CONCEPTO CONOCER PARA TRANSFORMAR, DESEAMOS COMPARTIR LA ACTUALIDAD ARTISTICA Y CULTURAL, EL CONOCIMIENTO DE LA INNOVACION SOCIAL Y CIENTIFICA, LOS DEBATES QUE OCURREN EN LA ISLA Y FUERA DE ELLA, EN TORNO A NUESTRO PRESENTE Y FUTURO, CON UNA VISION PROGRESISTA, CRITICA Y TOLERANTE.

 

PARA SUSCRIBIRTE, OPINAR; CONTRIBUIR, ESCRIBE A: MENAABELARDO@GMAIL.COM

 

Anuncios

Publicado el septiembre 20, 2019 en Uncategorized. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: